ÚLTIMA HORA LA GOMERA |

Coronavirus (COVID-19)

Lo que no puedes perderte en tu visita a La Gomera

Monumentos naturales, miradores, paisajes mágicos, cultura, historia…

Contenido

Pese a su tamaño, La Gomera es un destino cargado de una gran variedad de lugares de interés turístico, imprescindibles en la lista de “lugares que no hay que perderse” de cualquier persona que visite la isla. Desde el mar a la cumbre encontrarás lugares increíbles con los que conectar con la naturaleza y disfrutar de tu visita.


Contenido

Conformado por los Roques de Agando, Ojila, La Zarcita y Carmona, este monumento natural se encuentra en la parte central de la isla, a los pies del Parque Nacional de Garajonay. Son el resultado del paso del tiempo y el poder de la erosión sobre las antiguas chimeneas volcánicas de la isla. Los Roques se encuentran junto a la carretera GM-2 y rodeados de un grupo de miradores desde los cuales te resultará fácil admirarlos.

Contenido

Situado en las cumbres del municipio gomero de Agulo, se trata del único mirador flotante de la isla, situado a más de 600 metros sobre el nivel del mar. A través de su suelo de cristal podrás observar a tus pies el pueblo de Agulo y al fondo la majestuosa figura del Teide.

Contenido

Sin duda, el corazón del Parque Nacional del Garajonay y el pulmón de la isla de La Gomera. Un bosque de ensueño único en el que por su riachuelo nunca deja de fluir el agua que cada día regalan los alisios a la isla.

Contenido

La Laguna Grande es un lugar que llama la atención por su encanto. Se trata de una zona recreativa ubicada en mitad del Parque Nacional, protagonista de muchas de las grandes leyendas gomeras sobre brujas. Rodeada del monte de laurisilva, es el lugar perfecto para pasar un día en familia y para degustar los platos típicos de la isla en su conocido restaurante.

Contenido

A 1.478 metros de altura encontramos el Alto de Garajonay, la cima de la isla y por lo tanto el punto más alto de La Gomera. Desde su mirador, al que se accede a través de varios senderos de baja dificultad, podrás admirar la isla desde las alturas e incluso alguna de las islas vecinas.

Contenido

En el municipio de Vallehermoso se encuentran Los Chorros de Epina, siete chorros de madera de brezo por los que nunca deja de correr agua de manantial. Además, una de las leyendas que rodea a este lugar dice que quien beba de sus aguas será feliz en el amor y tendrá buena fortuna.

Contenido

Dentro del municipio de Agulo y situado en zona de La Palmita se encuentra el Centro de Visitantes de Juego de Bolas. En él encontrarás información detallada sobre el Parque Nacional de Garajonay además de poder disfrutar de sus jardines, de su museo etnográfico y de sus diversas exposiciones sobre los atractivos gomeros. 

Contenido

Ubicado en el pueblo de Chipude, este macizo de origen volcánico se eleva hacia el cielo, regalando a los visitantes increíbles vistas que no podrás dejar de fotografiar.

Durante las últimas décadas se han llevado a cabo varias excavaciones arqueológicas en las que se ha constatado que, para los antiguos gomeros, la Fortaleza era un lugar sagrado y de culto.

Hoy en día, la Fortaleza de Chipude es un Espacio Natural Protegido y se puede acceder a su cima a través de un sendero.

 

Contenido

Los Órganos es una formación natural, de 200 metros de ancho, 80 metros de alto y de origen volcánico, cuyo nombre está motivado por el gran parecido de sus columnas a los tubos del instrumento musical.

Aunque esta maravilla de la naturaleza se sitúa en la costa del municipio de Vallehermoso, la mayoría de las excursiones turísticas parten desde el puerto de Vueltas en Valle Gran Rey, ya que solo es posible visitarlo por mar.

Contenido

Construida por Hernán Peraza el Viejo en 1450, en San Sebastián de La Gomera encontramos la Torre del Conde. Una antigua fortaleza que servía a los conquistadores de la isla para defenderse de los aborígenes gomeros y de los ataques de piratas. Se trata de la única torre medieval que aún se conserva en el archipiélago.

Contenido

El Pescante, también conocido como el Peñón, se encuentra en el municipio de Hermigua. Aunque en la actualidad se ha convertido en zona de piscinas naturales de aguas cristalinas, en décadas pasadas este lugar fue un antiguo embarcadero del que hoy en día sólo quedan en pie sus cuatro pilares, encargados de decorar el increíble paisaje.